Perros y agua

A las mascotas no pueden faltarle el agua

El agua es necesario para casi todas las funciones vitales, regula la temperatura y residuos de filtros del organismo.

Si tu perro pierde incluso una décima parte del agua en su cuerpo, podría tener serios problemas.

la importancia de beber agua
Cuenco limpio

Las bacterias son microscópicas, por lo que no se ve cuando comienzan a desarrollarse. Se debe lavar el cuenco del perro a diario. Las bacterias es una de las causas que pueden enfermar a tu perro y también puede ser desagradable el sabor del agua por las bacterias. Si a tu perro no le gusta el sabor del agua, no beberá, quedándose deshidratado y en peligro frente a fallos orgánicos y vitales.

Tiempo solo

Hay que tener la seguridad de que los perros tengan suficiente agua, cuando estos se encuentran solos en nuestra ausencia. Si el cuenco de agua está vacío cuando llegue a casa, debe saber que el perro, necesita que le proporcione más cantidad de agua. También, hay muchos perros que tienen una tendencia a golpear su cuenco de agua, derramándola toda. Si esto ocurre, se quedan el resto del tiempo que se han ido, sin poder beber agua. Hay tazones amplios y cuencos pesados especiales, para perros que les gusta volcar el agua. También puede dejar más de un cuenco, sólo para prevenir.

Tipo de Bowl

Muchos veterinarios sugieren que los tazones de acero inoxidable son los mejores. Tazones de cerámica pueden desarrollar pequeñas grietas que pueden albergar bacterias. Los cuencos de plásticos pueden desarrollar arañazos, creando más fácilmente bacterias. Eso no quiere decir, que no puede haber un recipiente de plástico, pero debe utilizarse con vigilancia y máxima limpieza.

Perro encadenado

El encadenamiento de perros es una aberración y es ilegal en muchos lugares. Sin embargo, existe, en España un perro atado no puede tener menos de tres metros de longitud, se suele medir al perro, desde el hocico hasta la cola y multiplicar por tres, para obtener la cifra adecuada de diferentes tamaños de perros, pero partiendo de la base, que la cadena con la que sea atado el perro, no podrá ser inferior a tres metros y no podrá estar atado más de una hora diaria.
También se exige que disponga de agua fresca que esté a su pleno alcance. Si el perro se enreda alrededor de un árbol, no podrá ser capaz de alcanzar el agua, por lo tanto, una forma un poco más segura, es dejar el agua junto al árbol donde ha sido atado, pero también puede ser volcada. Hay que tener en cuenta que los perros pueden liarse con su cadena alrededor de otros objetos cercanos y en sus propias patas, o pueden volcar el agua con la cadena, por lo que es difícil predecir el mejor lugar, para colocar su cuenco de agua. La mejor manera de asegurarse de que un perro encadenado está recibiendo suficiente agua, es comprobarlo de manera periódica y nunca dejarlos encadenados durante largos períodos de tiempo, un día caluroso y sin agua, puede acabar fulminantemente con su vida.

Playa

Nunca hay que dejar que el perro beba agua de la playa. El agua salada y salobre deshidratan a tu perro. Incluso los lagos y los ríos de agua dulce, aún contienen toneladas de microorganismos que pueden causar estragos en el aparato digestivo del perro.

Ejercicio

Cuando más ejercicios realice tu perro, más agua necesita beber. Cuando vaya a caminatas, largas caminatas o incluso simplemente las sesiones de juegos en el parque canino, se debe llevar un cuenco de perro portátil y una botella llena de agua limpia e ir ofreciéndole el agua.

Síntomas de deshidratación

-Ojos hundidos.
-Encías secas.
-Falta de elasticidad cuando se pellizca la piel.
-Letargo.
-Depresión.